You are currently browsing the tag archive for the ‘Importante’ tag.

Sólo una cosa convierte en imposible un sueño, el miedo a fracasar…

 

Sé de alguien que creyó que tenía que hacer algo… y faltó a su palabra por algo que podía demorarse sin lesión, pues ese algo admitía la espera y la postergación.

 

Aquél asunto relegable le pareció urgir tanto que eclipsó compromisos, palabras y personas… Aquella aparente urgencia le consumió mucho menos de lo que en principio le pareció que le entretendría y se dedicó a perder su tiempo y su vida en espera de lo que ya no podía ser: aquél tren había pasado varias veces por su puerta y ya había partido mucho antes de que se percatara de ello, pues, haciendo caso omiso, le cegó lo urgente frente a lo importante… y con él se esfumó su futuro porque su vida comprometida estaba por la palabra dada.

 

Sé de alguien que aún no se da cuenta de que perdió el todo por la parte, la persona por la cosa, una vida por demorar un día, un sólo día, lo trascendental por lo trivial… dedicándose a arreglar lo que ni urgía ni verdaderamente urgiría…

 

No caigas en esa confusión y no pierdas ni un instante: hay que asirse con convicción y sin demora al mástil de la oportunidad o te deglutirán las ciénagas de tu ceguera.

 

Hay veces que velar por uno pasa necesariamente por atender al otro. Escucha resonar su corazón en el tuyo o te dejará de latir para siempre: si no respondes, nadie te responderá. Si no siembras no habrá cosecha que recolectar.

 

Sé de alguien que no se lo perdonará jamás…

 

© jvillalba

Hay hechos que se repiten. Hay modismos que vienen y se van. Hay olores del mes que se ponen de moda.


Últimamente le ha tocado al tiempo -no al atmosférico, al que trascurre impasible- y sólo escucho frases como: “_No tengo tiempo”; “_Nos falta tiempo”; “_No he tenido tiempo”; “_No hay tiempo”; y un amplio etcétera de lexías del mismo porte.


Es incierto, es un error pensar así; todos tenemos el mismo tiempo, ni menos ni más. Es verdad que no se almacena, pero también lo es que caduca. Es verdad que no se estira, pero también que se desperdicia o se aprovecha. No cabe duda de que cada cual tiene su percepción y es innegable que cada uno adoptamos nuestra perspectiva, pero, si antes hemos convenido qué es importante y qué urgente y qué grados de importancia tienen los diferentes asuntos que así hemos catalogado, ¿por qué ha de producirse una diferencia de criterio que hace que se atienda lo urgente y se postergue lo importante?


Reconocerlo no resulta bastante, en este caso no es un signo de sabiduría, pues pone de manifiesto la falta de coherencia. Es el hiato de la contradicción teoría-práctica.


Pero profundizar en las causas resulta deprimente. ¿Hay alguien que actúe contra sí, en contra de sus intereses?. Puede que sí, pero son excepciones, anormalidades que se ubican en los extremos de la curva de Gauss, sujetos muy probablemente aquejados de alguna disfunción. Empiezo a creer que aquel acuerdo de partida, no era tal, sino -simplemente- una treta para salir del
impasse ya que se dan dos circunstancias: una, resulta evidente la importancia del asunto referida al ámbito en que se trata; dos, probablemente haya otros intereses desconocidos, que no se han partipado, que impulsen a aquél a invertir su tiempo en lo que considera verdaderamente importante para sus intereses.


Y si es así, ¿por qué no incluirlos en las cuestiones a considerar para la calificación de los grados de importancia?. Cabe una respuesta, quizá porque sean cuestiones con espinoso argumentario y de precaria racionalización y, por ende, inadmisibles desde alguna perspectiva. Quizás.


¿A dónde llegamos con esto? No es difícil suponerlo. Al desequilibrio en la interacción, a la relación asimétrica, al ¿diálogo? a distinto nivel… Juzgue y califique cada cual. ¿Nos hemos quedado sin tiempo?


© jvillalba
 

Autor

Javier Villalba

Estadísticas del blog

  • 99.861 Visitas

Escriba su dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 3.287 seguidores

agosto 2019
L M X J V S D
« Dic    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Categorías

Archivos

ISBN: 978-84-941845-4-3

Cuando las personas son el centro

El grito de guerra Impulsando personas nos gusta y lo abanderamos.

ISBN: 9789587621990

ISBN: 9789587621990

Edición para Latinoamérica

Actualizaciones de Twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

Entradas recientes (5)

Últimos comentarios (5)

jvillalba en “Gracias”
jvillalba en “Gracias”
Rodrigo Louvre en “Gracias”
Cristina en “Gracias”
jvillalba en “Gracias”

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Observatorio Blogosfera RRHH

OBSERVATORIO DE LA BLOGOSFERA DE RRHH

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Sólo una cosa convierte en imposible un sueño, el miedo a fracasar…

Apolo recorrió la tierra y los infiernos... Sumido en un sueño profundo surcó la grande mar a nado y bajó hasta las profundidades abisales en busca de sí mismo...

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: