You are currently browsing the tag archive for the ‘Importancia de la comunicación’ tag.

Según los resultados del V Estudio sobre la Comunicación Interna y la Gestión del Cambio, realizado por el Observatorio de comunicación interna e identidad corporativa, probablemente referido a grandes empresas, como es habitual en el Observatorio y sobre la base de los personajes encuestados, podemos preguntarnos sobre el grado de fortaleza o debilidad de la CI en la empresa española.

  • Hay primero que decir que, en un reciente estudio de Dircom, en el ámbito de las empresas asociadas, se detecta que la función CI no tiene entidad propia en un número significativo (47,73%) de las organizaciones encuestadas.

Un acto de fe

La generalidad de los encuestados admite una suerte de ‘bondades’ sobre las que influye la CI en la empresa, destacando, entre una decena de ellas, “la promoción del conocimiento de los servicios y logros de la organización” y que “estimula el trabajo en equipo”.

Sin embargo, más que las percepciones u opiniones de los respondientes interesaría conocer en qué medida las áreas CI pueden aportar datos contrastables sobre su contribución a tales ‘bondades’, que hacen de las empresas organizaciones de alto rendimiento, pues de no ser así estaremos demandando actos de fe en un precario acto de defensa de la función cuyo panegírico sostenemos en creencias más o menos generalizadas, pero indemostrables.

Asignatura pendiente

En una valoración de 0 a 4, de los 7 considerados, la “medición de la incidencia de la CI en los resultados” es el ‘parámetro’ que peor parado sale con un 2,3.

Realmente ésta es una de las principales asignaturas pendientes de la CI, determinar no ya su influencia, sino su impacto en términos cuantitativos y de balance, cuestión que me parece determinante a la hora de demostrar su importancia en la organización.

 ‘Los dineros’

  • En la mencionada encuesta Dircom encontramos que menos de la mitad (43,21%) de las empresas encuestadas asignaba un presupuesto propio a la función CI.

En el caso del Observatorio, el 36,1 de los respondientes declaran no tener un presupuesto asignado, a los que deben sumarse el 4,8 que NS/NC, pues si no lo conocen será que no lo tienen. De manera que el 40,9% no cuentan con presupuesto para la CI.

  • Al respecto, resulta muy interesante la declaración de Sergi Pastor, consejero delegado de Tecnitoys, incluida en la presentación del V estudio: “La comunicación interna es un elemento de inversión de los más importantes, pero en la actualidad tiene una inversión reducida y esto la perjudica. Aunque es una inversión imprescindible, se suele prescindir de ella en época de crisis, como le pasa con la I+D”. Como les sucede al resto de áreas ‘blandas’ en las empresas, habría que añadir.

Improvisación

El 26,5% de los casos no se tiene un plan CI, a los que sumo el 4,2% que opta por el recurso del NS/NC. (Datos del Observatorio).

En lo que no se entra, y es difícil detallar, en las encuestas es en el tipo de plan del que estamos hablando, si se trata de un plan estratégico CI -PECI-, si nos referimos al plan anual -PACI- o, incluso, si por plan entendemos un calendario de medios y acciones.

  • (Dircom) Mayoritariamente (67,81%) se cuenta con un plan estratégico de comunicación interna, ya sea propio o especializado (PECI = 31,03%) o esté integrado en el plan estratégico de comunicación (PEC = 36,78%). Pero en prácticamente la tercera parte de los casos (32,19%) no hay un plan director CI al que referir las acciones a desarrollar en el ejercicio.

Lo relevante aquí es que parece que se actúa –al menos en un porcentaje significativo- al hilo de los acontecimientos y demandas puntuales que puedan ir surgiendo, más que sobre la base de una disciplina de planificación; lo que se relaciona directamente con la consideración que la función tenga en la empresa, cuestión que explica la falta de planificación en muchos casos.

La planificación especializada en materia CI desciende cuando “se realizan acciones desde varios departamentos” o cuando la dependencia es de “Marketing corporativo”, pero también cuando “forma parte del departamento de RRHH” y “cuando se gestiona conjuntamente con comunicación externa”

Estatus

En el 6% de los casos es “un departamento independiente que reporta a la Dirección general”; luego en el 94% de los casos se desarrolla al rebufo de otras áreas de la empresa.

La conclusión que interesa extraer es que en aquellas empresas en las que la comunicación no tiene entidad per se, su dependencia oscila entre las direcciones de otros departamentos; así, la falta de consideración como área independiente determinará cuestiones como las presupuestarias, dotación de recursos y sujeción de la actividad a un plan de actuación propio.

Suspenso

En una escala de 1 a 10, el 31,6% de los encuestados valora el desarrollo de la Comunicación Interna de su organización por debajo de la media (6,1 puntos), lo que debería hacernos pensar sobre el estatus de la misma en las organizaciones españolas, máxime si tenemos en cuenta que los respondientes son afines a la función.

Dircom

En el último cuatrimestre de 2009, la vocalía de comunicación interna de Dircom –Asociación de Directores de Comunicación- realizó un estudio piloto sobre el estado de la CI en el ámbito de las empresas asociadas –ya cerca de 700-. Como resultado se baremaron 104 cuestionarios, de cuyas respuestas puede inferirse la debilidad actual de la comunicación interna en las empresas españolas, cuando menos en las asociadas a Dircom, si bien percibimos una clara diferencia y sensibilidad hacia la función a tenor del tamaño de las empresas.

© jvillalba

Anuncios

No todo es comunicación, pero todo comunica.

 

Hacer público un debate sobre la comunicación me parece un acierto. Quienes tenemos alguna responsabilidad en comunicación estamos llamados a reforzar con nuestra presencia esto que yo veo como una necesidad social –incluirla en la agenda de actualidad-. Creo, además, que representa una oportunidad de aprendizaje para quienes tenemos la obligación y el deseo de conocer lo que acontezca en este ámbito profesional.

 

En esta primera convocatoria del Ágora de la comunicación, albergo la expectativa de tomarle el pulso a la actualidad de esta materia, que se adjetiva desde diferentes perspectivas que interesa tener muy presentes, pues no todo es comunicación, pero –se quiera o no- la comunicación está en todo. Mi objetivo principal es plantearme nuevos interrogantes sobre cómo llevo a cabo mi actividad profesional.

 

Hablando de la comunicación interna no creo que a estas alturas a alguien se le ocurriera despreciar públicamente su importancia en las organizaciones, pero lo cierto es que todavía no se le reconoce el estatus que en mi opinión tiene ni en la práctica se le confiere la importancia que, coincidiendo con otros colegas, creemos que reviste.

 

La comunicación interna, en concreto, está a la búsqueda de modelos formales capaces de refrendar su impacto en la cuenta de resultados, pues en la actualidad no resulta una práctica homogénea en el universo de organizaciones como sucede, por ejemplo, en el ámbito de las relaciones públicas, frente a lo cual me temo que los ‘internistas’ escondemos algún tipo de complejo profesional. No en vano, ahora mismo la comunicación interna sigue a la búsqueda de una definición que admita proponerse y sea capaz de reflejar su esfera de competencias.

 

En evitación de fantasmas e interpretaciones variopintas, me parece que hay que empezar por fijar con claridad meridiana y acordar explícitamente cuál es la importancia de la comunicación en las organizaciones y en cualesquiera de sus especialidades. Según lo veo, la comunicación es un medio y nunca un fin en sí misma. Un medio que se puede utilizar o desdeñar para conseguir determinados objetivos, que son los que verdaderamente importan, pero que muy posiblemente o no se logren o cueste mucho más hacerlo si no utilizamos la palanca de la comunicación para ello. Desde esta perspectiva, es una herramienta al servicio de la estrategia, que es lo que nos toca demostrar con hechos y cifras a quienes trabajamos en este área si queremos obtener el reconocimiento que hoy en día no tiene la comunicación interna.

 

Según mi perspectiva, la comunicación interna es una función transversal, al servicio de la estrategia, que tiene un objetivo explícito y alberga un propósito implícito: administra los flujos de información y de comunicación en el seno de la organización, contribuyendo a gestionar y a difundir el conocimiento organizacional, y trata de influir en sus públicos para generar actitudes y conductas alineadas con el pensamiento estratégico, la cultura y los objetivos de la organización.

 

Para finalizar, considero importante recordar que los ciudadanos de esta sociedad de la conversación, entre otros cambios trascendentales, hemos ido evolucionando desde la figura del receptor-espectador a la del productor-contribuidor. Las audiencias ahora detentamos un micropoder del que antes no éramos conscientes; se han generado nuevas clases de públicos en red que cobran fuerza; existe un amplio cartel de prescriptores que han dado lugar a nuevas fórmulas de influencia; la información y su transmisión ya no es sólo cosa de uno y se ha convertido en cosa de muchos y de terceros… y no dejan de aparecer nuevos escenarios conversacionales. Estos ciudadanos no son ni más ni menos que nuestras audiencias, nuestros clientes, que ahora, por suerte, nos imponen la necesidad de reaprender a comunicarnos si, como primer paso, queremos captar durante algunos segundos su atención y las empresas que no lo consigan, se quedarán fuera de la conversación. La comunicación es el medio que representa la oportunidad de subsistir en la conversación global.

 

© jvillalba

Autor

Javier Villalba

Estadísticas del blog

  • 99.935 Visitas

Escriba su dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 3.287 seguidores

agosto 2019
L M X J V S D
« Dic    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Categorías

Archivos

ISBN: 978-84-941845-4-3

Cuando las personas son el centro

El grito de guerra Impulsando personas nos gusta y lo abanderamos.

ISBN: 9789587621990

ISBN: 9789587621990

Edición para Latinoamérica

Actualizaciones de Twitter

Entradas recientes (5)

Últimos comentarios (5)

jvillalba en “Gracias”
jvillalba en “Gracias”
Rodrigo Louvre en “Gracias”
Cristina en “Gracias”
jvillalba en “Gracias”

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Observatorio Blogosfera RRHH

OBSERVATORIO DE LA BLOGOSFERA DE RRHH

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Sólo una cosa convierte en imposible un sueño, el miedo a fracasar…

Apolo recorrió la tierra y los infiernos... Sumido en un sueño profundo surcó la grande mar a nado y bajó hasta las profundidades abisales en busca de sí mismo...

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: