You are currently browsing the tag archive for the ‘Establishment’ tag.

Agitación y ríos de tinta ha provocado el titular conjunto del día 26 (“La dignidad de Cataluña”), publicado por la prensa catalana en un acto sin precedentes, que fue convenido por La Vanguardia, El Periódico de Cataluña, Avui, El Punt, La Mañana, Diarios de Gerona, Tarragona, Terrassa y Sabadell, Regió 7, Segre y El 9 Nou.

Llama la atención esta iniciativa regional cuando toda España reconoce la problemática general en la que estamos inmersos, mientras la prensa, obviando su papel de regulador social, nos distrae haciéndose eco de unos u otros intereses, según dicten los mandamases a los que sirven.

Llama la atención porque suficientes problemas estructurales nos afectan en estos días a todos los españoles como para que los medios de comunicación presten una labor social, ordenando la opinión pública, de manera que podamos acometer un plan negociado para salir de la crisis y que los efectos de ésta puedan minorarse lo más posible en beneficio del conjunto de la sociedad.

Pero no, los medios de comunicación lo que vienen haciendo –por lo general- es echar más leña al fuego, cebarse en el morbo, recrear diferencias, endurecer distancias, adoptar posturas antagónicas y recrudecer, en fin, los efectos que venimos padeciendo por ser incapaces de aunar nuestros esfuerzos en beneficio del conjunto de la sociedad.

Hay excepciones, por supuesto, y prensa equilibrada llamando al pacto y al entendimiento, pero su eco no resuena en esta otra realidad recreada que superpone intereses particularistas sobre lo colectivo.

España va mal… Y la prensa, al igual que el resto de los medios de comunicación social, juega un papel decisivo en la construcción social.

A mi lo que me ha llamado la atención no ha sido este acuerdo manifiesto, sino que dicha acción pone de relieve la falta de los titulares que debieran haberse pactado desde, por fijar una fecha, el verano de 2008.

Es un titular que suspende a la prensa española como los ciudadanos suspendemos a los políticos españoles, confrontados, incapaces de dialogar en defensa y representación del “respetable” -que somos nosotros- que esperamos, al menos de los poderes públicos, que demuestren que saben crear una sociedad mejor, que es para lo que se les paga –¡anótenselo!-. Así las cosas, deberíamos ‘echarles al paro’.

Retomando la imagen de la nave –la ‘Española’-, que tanto se ha manido en este último bienio, aquí lo que parece que impera es el sálvese el que pueda, y yo el primero (y a cualquier coste). Éste me parece a mi que viene siendo el discurso de la política española y una buena parte de los murmullos generales en los que los poderes públicos y fácticos están incursos y nos quieren hacer incurrir.

Doce ‘discípulos’ con un mensaje único han puesto de manifiesto el vacío de España en lo fundamental: en el bienestar del pueblo español y de los habitantes en este suelo; es decir, del “respetable”.

El papel de la prensa, se convirtió el jueves en papel mojado.

© jvillalba

Anuncios

 

Traigo a colación a Berger y Luckman, que propugnaban el modelo de La construcción social de la realidad, de modo que la Realidad es el resultado de un pacto intersubjetivo de realidades que presupone complejos procesos de interacción y comunicación, procesos que significan compartir (visiones) y experimentar con los otros. Desde esta perspectiva, la Sociedad, es decir, la Realidad, es un producto humano.

 

Vivir en sociedad significa estar socializado; o sea, haber superado con éxito los procesos de socialización (primarios –niñez- y secundarios –posteriores-), que es lo mismo que aprehender (bajo presión o por presión) usos, ritos, modos, costumbres, normas, protocolos, leyes… y adoptarlos como propios o, cuando menos, manifestarse según ellos.

 

Piaget (interacción con el objeto), Vigotsky (en interacción con otros), Asubel (lo significativo para el sujeto), Jerome S Bruner (categorización, modelos mentales), Jonassen (Mindtools) y otros.

 

En fin, en este panorama, hablando de conocimiento, no puedo dejar de mencionar a Sócrates (el olvidado), del que en realidad no sabemos qué dijo y qué no dijo, pues lo que se nos alcanza es a través de Platón ya que el primero se mostraba reacio a escribir (explicitar) y se admite que le transcribió su back-up (discípulo) -¿qué correspondería a uno y a otro?-, que, por cierto, no estuvo presente en los momentos previos a su muerte, cuando trató la teoría de las ideas intangibles. El maestro se justificaba argumentando que no le gustaba escribir porque con los libros no se puede uno comunicar (supongo que debió leer poco), pues argumentaba que si les preguntabas algo no le respondían (para mí es un argumento falaz; o quizá usaba otro idioma distinto al de los libros).

 

Supuestamente Sócrates (hijo de partera), para despertar el conocimiento -vía insight– empleaba el método heurístico-mayéutico: primero una técnica de preguntas (búsqueda, investigación), con esa base, incitaba a razonar a sus interlocutores para ayudarles a encontrar por sí mismos la luz (la mayéutica es el arte de ayudar a dar a luz), la Verdad o, lo que es lo mismo, les conducía por el camino del razonamiento evitando que cayeran en la incoherencia (por desgracia, hoy, valor en desuso)

 

Me impresionó su figura, no en los libros de filosofía que había leído, sino en la interpretación del Sócrates de Adolfo Marsillac, en Estudio 1. Si bien en esa obra (Fedón, sobre el alma) se representan los últimos momentos de su vida, en una mazmorra, en espera de tomar la cicuta para cumplir su sentencia de muerte (había sido acusado de corromper la moral y desestabilizar la democracia ateniense).

 

Es muy posible que el poder construido socialmente se muestre renuente a favorecer la búsqueda del conocimiento y quizá la frontalización (estado de flujo, momentos flow) por el conocimiento, su gestión para adquirirlo o promoverlo, atente contra la construcción misma del poder, relativizando constructos que se pretenden verdades absolutas.

 

© jvillalba

La construcción social de la realidad. Peter Berger & Thomas Luckman. ISBN: 9505180098

Flow: the psychology of optimal experience. Mihaly Csikszentmihalyi ISBN: 0060920432

Autor

Javier Villalba

Estadísticas del blog

  • 99.055 Visitas

Escriba su dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 3.288 seguidores

junio 2019
L M X J V S D
« Dic    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

Categorías

Archivos

ISBN: 978-84-941845-4-3

Cuando las personas son el centro

El grito de guerra Impulsando personas nos gusta y lo abanderamos.

ISBN: 9789587621990

ISBN: 9789587621990

Edición para Latinoamérica

Actualizaciones de Twitter

Entradas recientes (5)

Últimos comentarios (5)

jvillalba en “Gracias”
jvillalba en “Gracias”
Rodrigo Louvre en “Gracias”
Cristina en “Gracias”
jvillalba en “Gracias”

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Observatorio Blogosfera RRHH

OBSERVATORIO DE LA BLOGOSFERA DE RRHH

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Observatorio de la Blogosfera de RRHH

Sólo una cosa convierte en imposible un sueño, el miedo a fracasar…

Apolo recorrió la tierra y los infiernos... Sumido en un sueño profundo surcó la grande mar a nado y bajó hasta las profundidades abisales en busca de sí mismo...

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: